3 razones por las que te CANSAS tanto en el GYM

3203

Si estas yendo al gimnasio y sientes que no puedes completar las rutinas pues te cansas muy rápido quizás no sea que eres perezosa o que simplemente tienes sueño, es momento de que busques un poco más allá. Definitivamente este post es para ti pues te dejaré algunas de las causas responsables de ese cansancio que no te deja disfrutar de tus ejercicios:

1. Puedes tener deficiencia de Vitamina D.

Esta vitamina es esencial para reducir el riesgo de lesiones y construir masa muscular. Su déficit puede aumentar la fatiga porque interviene en el tiempo que necesitan las células para recuperar la energía después de la contracción de los músculos.

¿Cómo aumentarla?

salmón

Es la vitamina del sol porque la exposición a los rayos ultravioletas estimulan su producción en el cuerpo. No hay muchos alimentos que la contengan en abundancia, aunque algunos como el salmón, el atún y los huevos pueden ayudar. También hay suplementos de vitamina D pero esos te los debe recetar un médico porque hay estudios que demuestran que la ingesta excesiva de esta vitamina eleva los niveles de calcio en la sangre y puede dañar la función renal.

2. Quizás esté faltando magnesio

Este mineral está involucrado en más de 300 reacciones metabólicas. Ayuda a mantener la función muscular y nerviosa, el ritmo cardíaco, la presión sanguínea, así como los niveles de azúcar en sangre. En definitiva, el magnesio es crucial para construir músculos y huesos sanos. Además, mejora la fuerza la capacidad del organismo para asimilar el oxígeno, con lo cual es importante para la recuperación después del ejercicio.

¿Cómo aumentarlo?

aguacate

Un consumo excesivo de alcohol, cafeína y azúcar reduce la absorción de magnesio o produce que el cuerpo lo elimine en mayor cantidad. Por lo tanto, reducir el consumo de este «trío de ases» es una de las primeras medidas que debemos tomar.

Aunque no existen demasiado alimentos que contengan magnesio en abundancia, cabe destacar las almendras, el aguacate, las lentejas y las espinacas.

3. Ojo con la vitamina C

Este nutriente es esencial para aumentar la resistencia y la recuperación tras un entrenamiento. Los niveles altos de vitamina C también se relacionan con una mayor rapidez para quemar las grasas durante el ejercicio e incluso varias horas después. Está presente en los cartílagos, tendones, ligamentos y huesos, así que es fácil entender que tenga un papel importante en el rendimiento físico. Cuanta más cantidad de vitamina C tengas en el cuerpo, más sudarás en el gimnasio.

¿Cómo aumentarla?

fresas natación ejercicio

Los cítricos y los pimientos rojos son las mayores fuentes de vitamina C, también el brócoli, las coles de Bruselas, el kiwi y las fresas. Tomar cinco porciones diarias de cualquiera de estos alimentos sería suficiente para saturar los tejidos, de modo que el organismo no pueda eliminarla fácilmente.​

Entonces revisa en tu alimentación qué te falta incluir y no olvides consultar un especialista que pueda ayudar a que tu plan de alimentación sea el adecuado, de acuerdo a la actividad física que realizas.

Vía: Mujer de Hoy

¿Tienes algún comentario?